JUDICIALES: HAY 107 TRABAJADORES EN CONDICIONES DE ASCENDER

Sin paritaria sectorial, habrá una asamblea en el STJ. Mal clima en el encuentro con el presidente del organismo, Fabricio Losi.

“Con los otros ministros teníamos mejor diálogo”, dijo la secretaria general del SITRAJ, Susana Funes, al evaluar el encuentro con el presidente del STJ, Fabricio Losi, donde no se pudo avanzar en establecer una paritaria sectorial.

El encuentro fue el viernes pasado. La reunión tuvo una duración de poco más de 20 minutos. Fue un encuentro que se concretó después del rechazo de un pedido de audiencia.

“No nos quería atender porque decía que las paritarias no era un pedido que debía atender, porque tiene que ver con el presupuesto”, dijo Funes. En rigor, por un lado está la paritaria general salarial y por otro, el sindicato pide paritaria sectorial para hablar de temas laborales.

Funes remarcó que “pedimos la paritaria sectorial porque tenemos que hablar de los viáticos, condiciones laborales. Otros años hemos conseguido licencias”, dijo la secretaria general del SITRAJ.

El temario incluye bonificaciones y recategorizaciones, este es uno de los puntos cruciales del planteo.

Funes informó que de acuerdo al listado del propio STJ, hay 107 empleados y empleadas en condiciones de ascender. El listado será revelado a los propios trabajadores y trabajadoras en la jornada de hoy.

Además, el SITRAJ realizará una asamblea el día miércoles 15 de mayo en las propias instalaciones del Superior Tribunal de Justicia.

“Lo que reclamamos es que el STJ sabe que año a año hay trabajadores en condiciones de ascender. Que digan a esta altura que no hay presupuesto, lo tomamos como un descuido… para decirlo de alguna manera”, dijo.

La secretaria general dijo que “en otros momentos hemos hablado con los otros ministros y no hemos tenido problema. Nos han recibido siempre. En la presidencia de Losi lo que pidió es que debíamos hacer un pedido de audiencia con los temas a tratar. Por eso hicimos una nota con los temas a tratar. Por parte de la Administración General nos fue denegada la audiencia”, explicó.

“Lo que les molesta a los trabajadores es que dicen que otros años, con otros ministros, no tuvimos problemas. Siempre pudimos dialogar”, detalló.

Malestar.

Funes explicó que previo a la reunión con Losi mantuvieron un encuentro con Administración General. De esa reunión, las autoridades judiciales realizaron una especie de acta, para que quedara escrito el contenido de la reunión.

“Habíamos tenido una reunión de organización, informal con Administración General. Ellos plantearon cambios, a los que no nos oponemos. Pero sí planteamos que se tenga en cuenta al trabajador en los cambios que se hagan”, afirmó.

Explicó que “se ha dado la situación de trabajadores que piden el traslado a otros organismos, por cuestiones internas y a veces que tiene que ver con el trato”.

Después de esa charla, la Administración hizo un resumen de esa charla. “Cuando nos mandan el mail con todo lo que se había hablado. Y ahí surgió, desde la comisión, el repudio a los términos usados, que se dirijan a los trabajadores y trabajadoras como subordinados”, dijo Funes. “No salió de nosotros eso. Se excusaron diciendo que era lo que se habló en esa reunión. Nunca hablamos de subordinados”, remarcó.

Funes dijo que “este trato tiene consecuencias. Porque podemos hablar de los cambios, pero si te tratan de esa manera, como subordinados, no se puede hablar de nada, como si debemos estar sujetos a la voluntad de un superior. Eso no es así. En otro párrafo hablan de ‘años de cultura negativa’. No sabemos a qué se refiere: son cosas que repudiamos, no podemos permitirla”.

“Se ponen en una postura (al hablar de subordinados) que no es así. Aunque unos tengan unos cargos u otros, somos todos empleados de la Justicia”, afirmó.

Esta situación también tiene antecedentes en padecimientos que sufren judiciales en diferentes organismos o tribunales.

“Estamos percibiendo como gremio y nos llegan los llamados de los trabajadores de ciertos lugares y organismos, que se dan estos tratos de violencia. A veces los trabajadores se sienten intimidados y con miedo”, dijo.

“Más allá de que uno diga que denuncien los hechos, el trabajador tiene miedo porque siguen manteniéndose en esos lugares de trabajo”, explicó.

Random Posts